Pilar Santacruz, conexión energética

CIUDAD DE MÉXICO.- Pilar Santacruz dejó la abogacía para dedicarse a la actuación. Hoy interpreta a Sophie, personaje basado en Stephanie Salas, la cantante, actriz, modelo y madre de la hija mayor de El Sol en Luis Miguel, la serie, protagonizada por Diego Boneta.

Sophie, madre de Michelle en la emisión, cobró mayor participación e influencia en la vida de Luis Miguel, tanto en la década de 1990 como en la de 2000. Se mostró además como la madre que crió sola a su hija, con una paternidad ausente.

Construir a este personaje fue una responsabilidad para la actriz originaria de la Ciudad de México. Así lo afirmó para Excélsior vía Zoom.

Hay una gran responsabilidad al interpretar a una mujer tan poderosa y tan valiente, tan fuerte, con un sentido de amor y de responsabilidad afectiva tan profundos. Lo construí conectando mucho con esta energía de elegir el amor por encima de cualquier cosa, de cualquier reacción e impulso; desde el poder que te da tener la capacidad de ver más allá y con profundidad”, expresó Pilar Santacruz.

La actriz destacó que no tuvo contacto con Stephanie Salas, por “una cuestión de respeto”.

No sabía si ella quería revisitar esos momentos de su vida o no. La construí en primera viendo los resultados; me refiero a viendo su vida y lo que ha hecho con sus hijas; el extraordinario trabajo de madre que ha hecho y la dignidad con la que ha llevado su vida y este tema en particular, que ha sido muy contencioso.

Tuve un equipo de producción, un guion espectacular y un equipo de dirección que siempre estuvieron conmigo. Fue una cocreación constante porque nunca me sentí sola, nunca sentí que necesitaba más información. La información estaba ahí, muy al alcance y estas cosas de energía que son muy puntuales; y esta profundidad del personaje que es súper rica. Hay un lugar en el que, yo como actriz, puedo profundizar en todas estas virtudes y conectar con las circunstancias de mi personaje. Eso ya es muchísimo”, explicó la partícipe en la cinta México bárbaro II y series como El Chema, Ingobernable R, entre otras.

Santacruz agradeció las opiniones del público en redes sociales que respaldan su trabajo y celebran el parecido físico con la figura en la que está basado su personaje.

Lo del parecido me hace sentir infinitamente agradecida como actriz, porque el parecerte a una persona sí tiene que ver con cuestiones físicas, pero lo que prima en el parecido es una cuestión interna, de energía y realmente entender a esa persona. Cuando recibo estos comentarios, de que soy idéntica, ella es una mujer bellísima y claro que me siento halagada. Viene a mi mente una palomita como actriz, porque están recibiendo mi conexión energética.

De los comentarios me siento afortunada de abrir esta conversación y que otras mujeres se sientan identificadas por mi trabajo y que escriban para comentarme que tales situaciones no las habían pensado así, como que el personaje no estaba enojado y no le había metido cosas raras a su hija en la cabeza. Soy afortunada porque la gente ha sido lindísima conmigo”, señaló.

Pilar destacó que vivió el personaje desde el gozo, “desde un lugar de mucha profundidad, cariño y respeto”.

Ella es una mujer muy sabia y está eligiendo estar (con Luis Miguel) desde la amistad. Es un personaje muy poderoso, que no pasará desapercibido, porque la fuerza que tiene y el poder de sus acciones y decisiones hablan por encima de cualquier cosa que pueda decir”, acotó.

La actriz consideró que Luis Miguel, la serie es el proyecto con mayor difusión y alcance en su trayectoria, por lo que lo consideró un reto en su carrera.

Ser actriz ha sido siempre una necesidad, desde que yo me acuerdo. Lo tuve muy claro desde que era muy pequeña. Fue un camino largo, porque estudié derecho antes de ser actriz y siempre sentía que estaba viviendo la vida de alguien más. Tenía la necesidad de actuar. Cuando tuve la oportunidad, lo hice y no lo pensé. Mis papás estaban asustados de que yo quisiera ser actriz, porque es algo inusual en mi familia. Marcó mi adolescencia, mi infancia y ahora mi adultez”, concluyó.

Fuente: Excelsior

Noticias relacionadas