Marcha atrás de propietarios del ingenio Central Progreso, ante la presión de los cañeros, si continua la zafra

Imprimir esta nota
*Así lo acordaron ante la presión de un paro nacional en todos los ingenios del país

*Intervienen los lideres nacionales entre estos de la CNC  con Daniel Pérez Valdez

*No aceptan precios menores a los 700 pesos por  bulto de azúcar dijeron los cañeros

Por Mario Muñoz Parra

PASO DEL MACHO.- Luego de la amenaza de un paro nacional de zafra, por parte  de todos los productores de caña del país, quienes se solidarizarían con los afiliados a las organizaciones hermanas y abastecedores  del ingenio Central Progreso, quienes había recibido la negativa por parte de este grupo empresarial La Margarita, para no continuar con la zafra, por el pretexto de no contar con espacios para almacenamiento y de falta de liquidez para las pre-liquidaciones , hoy se destraba el problema y dan marcha atrás.

Y es que los  representantes de esta empresa había comunicado a los lideres locales de las organizaciones CNC y CNPR, que se suspendía la zafra por los motivos antes mencionados, lo cual causo un fuerte malestar  a los productores de caña, situación que se tornaba ya un problema de carácter nacional en el que ya recibían el respaldo de los ingenios del país y de sus líderes nacionales, situación en la que una  vez  mas destacó con el líder  de la UNC CNC, que encabeza Daniel Pérez Valdez.

Pérez Valdez sostuvo una  reunión con el director  de comercialización del Grupo La Margarita y del grupo Machado, Manuel Enriquez Poy, para darle solución a este  problema, a la que finalmente llegaron a algunos acuerdos, pues  la amenaza ya estaba externada y solo a la espera de instrucciones para realizar el paro de zafra nacional, la cual se impidió al ceder por parte  del representante de las empresas  a continuar  con la misma.

En el mismo orden de ideas se dio a conocer que entre los puntos que se lograron acordar es que la empresa al emprender  la salida  de producto al extranjero y así mismo al cumplir con unos compromisos de venta en el país, de manera automática  se desalojarían las bodegas, lo cual permitiría que se continuara la molienda sin problema alguno.

De igual manera se dio el compromiso de la renta de bodegas externas para en un determinada momento continuar  con el almacenamiento del endulzante que se este produciendo con el paso de los días, significando que se evitaría el problema de saturación de producto en las bodegas.

Uno de los principales puntos que se  acordaron a favor de los productores de este ingenio, es que no permitirán que se venda el bulto de azúcar a precios por debajo de los 700 pesos, acción que ven con buenos ojos, lo cual se ha estado logrando en los mercados principales de abasto del país.

 

Noticias relacionadas

Leave a Comment