Huachicoleros rompen récord de ordeña en 2017

EL UNIVERSAL
Pemex reportó 7,642 perforaciones a septiembre; se ubican en Guanajuato, Puebla y Tamaulipas

Los huachicoleros volvieron a la carga y establecieron un nuevo récord histórico de tomas clandestinas en ductos de Petróleos Mexicanos en el periodo enero-septiembre.

De acuerdo con información proporcionada por la empresa productiva del Estado, vía la Plataforma Nacional de Transparencia, en ese periodo el crimen organizado realizó 7 mil 642 perforaciones ilegales para sustraer gasolinas, diesel, turbosina y toda clase de hidrocarburos.

Ese número de perforaciones ilegales resulta superior en 769 a las tomas clandestinas reportadas en todo 2016 a lo largo de los 17 mil kilómetros que conforman la red de ductos de Pemex.

Tan sólo en septiembre de este año la cifra alcanzó las 928.

La actividad de los delincuentes en los primeros nueve meses refleja que en cada 2.22 kilómetros de la red de ductos, en promedio, perforaron para colocar aditamentos para sustraer combustibles.

Por día, estas bandas de criminales ejecutaron en promedio 27.9 perforaciones ilegales.

La cifra alcanzada por los huachicoleros en lo que va del año, contrasta significativamente con las tomas clandestinas realizadas en 2016, cuando el número llegó a 6 mil 873, estableciendo un primer récord histórico para el país.

En ese año, las perforaciones del crimen organizado se realizaron en promedio cada 2.47 kilómetros a razón de 18.8 tomas diariamente. Es decir, los huachicoleros realizaron en nueves meses más tomas clandestinas que en todo el año pasado y cubren más extensión con mayor número de ilícitos.

El gobierno federal había señalado que este tipo de delitos venía a la baja, dada la estrategia integral que pusieron en operación para combatir el mercado ilícito de combustibles.

El pasado 18 de octubre, durante su comparecencia ante la Comisión de Energía de la Cámara de Diputados, el director de Pemex, José Antonio González Anaya, aseguró que el robo de combustibles disminuyó considerablemente y en lo que va del año se han detenido a mil 400 personas por este delito, luego de la estrategia de coordinación entre la Secretaría de Hacienda y la Procuraduría General de la República.

Incluso aseguró que mientras en 2016 se recuperaron 4 millones de litros de combustible robado, de enero a septiembre de este año se habían recuperado 11 millones de combustibles ordeñados.

González Anaya atribuyó la “disminución del robo a que existe una estrategia de coordinación en la que semanalmente se reúnen los titulares de Pemex, PGR y SHCP para hacer una revisión del tema, en el que se ha privilegiado el seguimiento al comportamiento del consumo en gasolinas como factor estratégico”.

Sin embargo, los números siguen al alza. En julio, la cifra había alcanzado las 728 tomas clandestinas, pero en el periodo agosto-septiembre volvió a aumentar la operación de los huachicoleros en los ductos de Pemex, cuando la empresa reportó 925 y 928 perforaciones ilegales, respectivamente, según la información del portal de transparencia del gobierno federal.

La petrolera detalla que Guanajuato sigue siendo el lugar preferido de los huachicoleros, toda vez que el estado registró mil 393 tomas clandestinas. Le sigue Puebla, con mil 92; Tamaulipas, con 880; Veracruz, con 769; Hidalgo, con 727; Estado de México, con 726, y Jalisco, con 401.

En la práctica, estas entidades siguen siendo las principales zonas de actividad del crimen organizado dedicado al robo de hidrocarburos, pues concentran el mayor número de tomas clandestinas.

En el periodo enero-septiembre, estas siete entidades reportaron 5 mil 983 perforaciones ilegales, lo que significa que casi ocho de cada 10 ilícitos de esta naturaleza que fueron reportadas de manera anónima a Pemex, se perpetraron en ellas.

Related posts

Leave a Comment